martes, 2 de marzo de 2021

Anbernic RG350P: opinión y experiencia

El pasado mes de noviembre, en un arrebato consumista propiciado por el Black Friday, me animé definitivamente a comprar una consola portátil orientada exclusivamente a la emulación de sistemas antiguos. Tras meses investigando, la elegida fue la RG350P de la marca Anbernic, y pasados unos meses creo que ha llegado el momento de dejar mis impresiones sobre ella. 


No me voy a entretener mucho en dar detalles técnicos, ya hay bastante información al respecto y a estas alturas creo que aporta más la opinión sobre el aparato en sí que liarse a hablar de aspectos técnicos. No obstante a modo de resumen os dejo a continuación sus sus características principales:

  • Sistema operativo:Open Dingux
  • CPU Ingenic JZ4770, Dual Core, @ 1.0 Ghz.
  • Pantalla de 3.5 pulgadas IPS
  • Resolución 320 x 240 pixels
  • Memoria 512 MB RAM DDR2
  • Almacenamiento 16 GB memoria Flash
  • Batería alta duración 2.500 mAh.
  • Tamaño: 145 x 73 x 14 mm.
  • Peso 160 grs.

Como ya he dicho al principio de la entrada, llevaba bastante tiempo detrás de una portátil en la que emular sistemas antiguos. Si bien es cierto que tengo una PSP que cumple bastante bien en cuanto a emulación, no puedo evitar sacarle algunas pegas importantes. Lo primero es la relación de aspecto de la pantalla. Odio las franjas negras a los lados, pero tampoco soporto las imágenes deformadas, teniendo en cuenta el formato de pantalla de PSP, esto para mi era un grave inconveniente.



Por otro lado me faltan botones en PSP, me explico, si bien es cierto que en juegos de 8 y 16 bits basta con un botón L y un botón R, en los juegos de PSX, echaba mucho de menos tener botones L2 y R2. No hay mejor máquina para emular PSX que una PSP, eso está claro, pero la carencia de los dos botones anteriormente mencionados, hacía que la experiencia no fuera del todo satisfactoria. Además de eso, mi PSP es uno de los primero modelos, y la cruceta es una auténtica tortura, y para juegos de antaño, una buena cruceta considero que es algo indispensable. 


Así que teniendo esto en mente, y tras barajar varias opciones, me lancé de cabeza a la que, por el momento, parece ser una de las mejores opciones que ofrece Anbernic para emular desde 8 y 16 bits, hasta Play Station original. De entre los packs que se ofertaban, yo elegí el más completo. Éste incluía la propia consola, un cable HDMI por si la queremos conectar a un monitor externo, una funda de transporte, y una tarjeta de 32 Gb (además de la tarjeta con el sistema operativo) con todos los emuladores configurados y 2500 roms precargadas por el mismísimo Jack Sparrow, porque como comprenderéis, por 70 euros que me costó todo, aquí no hay licencias de ningún tipo. Yo me fui al pack más completo, pero si os queréis entretener en configurarla vosotros, podéis optar por otros más económicos. En mi caso, no quería trastear demasiado y quería probarla tal cual llegase. 

 


La consola nos llega en una caja de cartón duro con un diseño bastante elegante. Dentro encontramos la propia consola, el cable USB tipo C para cargarla y conectarla al PC, y un manual de instrucciones. Las tarjetas están ya insertadas, y el cable HDMI y la funda venían por separado.


Al encender la consola nos econtramos con el logo del fabricante, que nos informa que el hardware corre bajo el sistema operativo Opendingux. Una vez en el menú, podemos movernos por las diferenes pantallas del mismo utilizando los botones R1 y L1. En total hay 4 pestañas y cada pestaña del menú corresponde a una cosa, en una encontraremos los emuladores, en otra una sección de juegos pensados para correr directamente en la consola como si de juegos propios se tratasen (de los cuales se salvan como mucho FreeDoom, Tyrian y el Remake de Streets of Rage. Aunque si tenéis tiempo y ganas podéis añadir nuevos juegos), una pestaña de aplicaciones en las que encontraremos cosas muy útiles como el gestor de archivos y otras de más dudosa utilidad como un reproductor de música y por último la pestaña de ajustes.

Dicho esto, vamos a lo que nos interesa: los emuladores y que tal funcionan. La consola incluye un buen repertorio de emuladores, desde emuladores de NES, SNES, PC Engine, pasando por Mega Drive, Master Systema, y Game Boy, hasta llegar a cosas como Neo Geo, PSX, y emuladores de arcade como MAME (que terminaré borrando) o Final Burn (motivo por el cual terminaré borrando MAME), sin dejarnos por el camino cosas más exóticas como emuladores de WonderSwan o Neo Geo Pocket.



Todos ellos vienen ya configurados para que lo único que tengas que hacer sea elegir la ROM y ponerte a jugar. No obstante, recomiendo que perdáis un poquito de tiempo en ajustar algunas opciones que mejorar la emulación, puesto que tal y como vienen preconfigurados, no se les saca todo el partido posible.

Por lo que respecta a la emulación, todos los sistemas de 8 y 16 bits se mueven a las mil maravillas. En cuanto a los juegos arcade, la gran mayoría de ellos se mueve estupendamente, excepto en el caso de algunos más modernos que no acaban de moverse con fluidez.



En cuanto a la emulación de PSX que era uno de los puntos que más me interesaban, decir que es estupenda en la mayoría de los casos. Y digo en la mayoría, porque hay algunos juegos como por ejemplo Tekken 3 que se le atascan. Pero aparte de ese, todo lo que he probado me ha funcionado a las mil maravillas. Y por si no lo había dicho antes, la consola cuenta con función de vibración, por lo que si el juego que estamos emulando era compatible con Dual Shock, dispondremos también de esta característica.



En el caso de que los emuladores que trae no os convenzan o echéis en falta alguno, siempre podéis añadirlos vosotros, por mi parte, al menos de momento voy más que servido.

Si hablamos de tamaño y distribución de botones, podemos decir que estamos ante una máquina de tamaño comedido y con los botones distribuidos de manera bastante amigable. A nivel de ergonomía es bastante cómoda y los botones R2 y L2 que me hacían sufrir por como estaban colocados, han resultado ser muy cómodos dándome la oportunidad de disfrutar plenamente de los juegos de PSX. No puedo decir lo mismo de los sticks, que sin ser malos sticks, no terminan de convencerme. Primero por como están dispuestos, y segundo porque no termino de pillarles el punto. Pero bueno, no es un inconveniente cuando hablamos de juegos que, principalmente se juegan con cruceta, y es aquí donde esta RG350P brilla con luz propia. La cruceta es increíblemente cómoda y tiene unas diagonales estupendas, sin duda una de las mejores que he probado en mucho tiempo.


A nivel audiovisual, tenemos una pantalla con una relación de aspecto, que además de ser ideal para mi gusto, se ve increíblemente bien y no tiene fugas de luz. Lo mismo se puede decir del altavoz integrado que se oye muy bien y sin distorsiones, y para que engañarnos, muy alto incluso poniéndolo al mínimo.

Pero si en algo destaca esta Anbernic RG350P, es en el nivel de sus acabados. Los plásticos se ven robustos y de buena calidad, la pantalla como ya he dicho es increíblemente luminosa y con unos colores muy vivos. Tampoco tenemos  botones bailongos ni nada en su interior que maraquee. Además, la batería que no la había mencionado hasta ahora, tiene una duración más que aceptable. La verdad que para su precio, tiene unos acabados que más de algún producto premium querría.



En definitiva, si andáis buscando una portátil económica, con buenos acabados, y que además de emular sistemas de 8 y 16 bits, sea capaz de emular la gran mayoría de juegos del catálogo de PSX, os la recomiendo totalmente.

En cambio, si vuestra intención era poder emular plataformas más pesadas como Dreamcast o más complejas de emular como Nintendo 64 o Saturn, me temo que tendréis que tendréis que buscar una alternativa y seguramente rascaros un poco más el bolsillo, o esperar a que Anbernic se anime a sacar un sistema tan bueno como este, pero con la potencia necesaria para plataformas más complejas.

 

 

4 comentarios:

  1. oye, pues me la apunto por si acaso, ya que mi historia es similar a la tuya. Tengo el primer modelo de Psp y ya tiene mucho tute encima emulando (no tengo queja con psx pero sí un pelín para algunos juegos con los controles). Eso sí, no controlo de dónde viene ese sistema operativo que suena a chinorris.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No no, nada de chinorri, es una distribución de Linux y la verdad que funciona bastante bien, por eso no sufras. De todos modos si no te convence le puedes instalar otro sistema operativo, hay una comunidad bastante grande en torno a la máquina esta.

      Como tu dices, PSP es lo mejor para emular PSX, pero tío, me faltan dos gatillos para que sea perfecta y la relación de aspecto tampoco me convence. Yo que tu me esperaría porque seguro que este año los chinos sacan una máquina similar pero más potente capaz de emular más plataformas.

      Eliminar
  2. M'estàs fent venir ganes de plantejar-me-la...

    Però tinc un dubte: per què MAME no el vols? No ho arribes a explicar. Per a mi és un dels grans atractius, ja saps que no m'atrauen les màquines farcides de milers de roms d'altres sistemes i amb llicència Sparrow, però per jugar a jocs arcade sovint és el que hi ha, i per això principalment tinc la Raspberry. Per tant, em sobta que no vulguis el MAME.

    Bona entrada i bones fotos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bàsicament perquè el Final Burn Alpha li dona mil voltes al MAME que porta la màquina instal·lat. Desconec si hi haurà una versió millor de MAME compatible, però creu-me que el FBA va perfecte per jocs Arcade.

      De tota manera, trobo que per jocs Arcade potser et surt més a compte esperar una mica a veure si aquest any la gent d'Anbernic ens sorprèn amb una consola més potent (de fet ja n'hi ha una, la RG351, però te problemes bastant notoris a la pantalla) donat que alguns jocs Arcade mes moderns no els acaba d'emular tant bé com s'esperaria.

      Me'n alegro que t'hagi agradat tant l'entrada com les fotos :) Moltes gràcies per passar-te i comentar!

      Eliminar